Y la polémica saltó a la pista.

By , in El Retrovisor on .

Y como se las gastaba…

El campeonato del año 1994 fue tristemente célebre por la muerte en accidente del inimitable Airton Senna Da Silva, y el piloto  austriaco de Simtek,  Roland Ratzenmberger en un fin de semana trágico y repleto de incidentes  en el circuito de Imola. La polémica no se separó de las pistas a lo largo de todo el campeonato. Las ayudas electrónicas en suspensiones, frenos, control de tracción y lanzada estaban prohibidas, pero Senna estaba convencido  que  el Benetton de Schumacher recurría a alguna de ellas, cosa que en vida no pudo llegar a demostrar.

Pero lo que si es cierto fue que se descubrió un sistema ilegal en el Benetton del alemán. La centralita de gestión del motor Ford escondía un ingenioso sistema de control en la entrega de potencia que hacía las veces de control de tracción.   El sistema fue descubierto. Flavio Briatore por entonces jefe de la escudería Benetton, alegó que aunque el vehiculo lo llevara equipado  nunca se puso en funcionamiento, y aportó como prueba las telemetrías de las salidas del alemán. Que no lo utilizara en las salidas no quiere decir que no lo hiciese en carrera. Al final la cosa quedó en una multa de 100.000 $ por negarse a dar los códigos de acceso a la centralita.

En la salida para  la vuelta de formación del gran premio de Gran Bretaña  en silverstone, Michael adelanta a Damon Hill y es sancionado con un “stop and go” de cinco segundos. Pero en el equipo Benetton no están por aceptar la sanción. En la vuelta 22 los comisarios le muestran la bandera negra que implica su desclasificación, siguiendo órdenes del equipo entra a repostar.. Pero esto ha sido demasiado para los comisarios que le vuelven a enseñar la bandera negra. Posteriormente el alemán  hace la parada de cinco segundos y vuelve a pista. Michael continúa en carrera y termina segundo haciendo caso omiso a las ordenes de los comisarios. Schumacher fue descalificado de la carrera y sancionado con la exclusión en dos pruebas. En su defensa alegó que no pudo ver las banderas y después de perder la apelación, se perdió los  grandes premios de Italia y Portugal. Este incidente empañaba el excelente inicio de temporada del alemán, que hasta entonces era claro dominador del campeonato de 1994.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=jo7fR0ucUEQ&feature=related[/youtube]

En la siguiente carrera disputada en Hockenheim se detectó que tapa del depósito de combustible del Benetton 194 no era conforme al reglamento y podría facilitar un llenado del tanque más rápido, pero el Consejo Mundial de Automovilismo les absolvió de este tema.   Otra cosa muy distinta sería la descalificación después de vencer en el gran premio de Bélgica. La plancha de madera que montan en los bajos los monoplazas para reducir el efecto suelo, debía de acabar la carrera con al menos el 10%  del espesor total que tuviera al comienzo de la misma. Y el coche de Michael no lo cumplía. Otra más.

Pero la guinda del pastel se dejaba para la última prueba del campeonato que se celebraba en circuito australiano de Adelaida. Hill había recuperado gran parte de su desventaja con Michael y se situaba a un solo punto del alemán. Después de una magnifica salida en la que adelantó a Mansell, que salía desde la pole, empezó a destacarse discretamente de un Damon Hill que no se daba por vencido y presionaba al alemán. Fruto de esa presión Schumacher comete un error, el coche se le va de la parte trasera y en la corrección se sale de la pista impactando contra el muro. Pero de inmediato regresa a la pista y se cierra a su izquierda por donde venía Hill que se ve obligado a frenar e intenta pasarle por la derecha, con Michael casi superado, este se cierra de repente y colisiona con Damon Hill, sabedor que el abandono de ambos le dará el título. La maniobra no se juzgó como ilegal y Michael Schumacher se proclamó campeón del mundo de fórmula uno por primera vez.

De todos modos la impaciencia de Damon le pasó factura. El bólido del alemán probablemente hubiera sufrido algún daño y la presión añadida de perder toda ventaja con el rival por un error propio, lo mas probable fuese que la paciencia hubiera dado sus frutos y Damon se llevara el gato al agua, permiso de Michael…

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=gr00HlaK-L0&feature=related[/youtube]

Williams ni apeló la decisión. Ya tenían lo suyo con las diferentes investigaciones abiertas a raíz del fallecimiento de Airton Senna. Pero la prensa inglesa se cebó lo suyo con el alemán, llegando a describirle como el piloto más antideportivo de la historia.   Amén de más triquiñuelas técnicas en las que el equipo dirigido por Flavio Briatore se vio envuelto durante las siguientes temporadas, tras su paso a Ferrari en 1996, la polémica no se separó de Schumacher. En la calificación de Mónaco de ese año y cuando había rebajado su crono por dos veces aventajando en mas de medio segundo a Damon Hill, realizó la última vuelta saludando al público, salió  del túnel por la parte limpia y Gerard Berger que aún venía en vuelta rápida se vio obligado a adelantar por la zona sucia, con el consiguiente trompo en la frenada de la chicane que apunto está de acabar con los monoplazas en la chatarra. Puede que no le viera…

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=-XHHDj6Cqjo[/youtube]

El final del campeonato 1997  llegaba a su fin en  una situación similar a la de 1994, pero con Jaques Villeneuve al volante del Williams- Renault. La última carrera de aquella temporada se disputaba en circuito español de Jerez de la Frontera.   Curiosamente tres pilotos hicieron el mismo mejor tiempo y para  el orden de salida se decidió que el piloto que antes hubiera marcado el registro partiera desde la pole. Así Villeneuve partía desde la pole seguido de Schumacher y Heinz Harald Frentzen. Salió mejor el Ferrari del alemán que superó a Villeneuve, quien también perdió la posición con Frentzen.   Con Frentzen superado el canadiense se acerca al alemán y después de alguna intentona, en la vuelta 47 se decide a atacar a Schumacher en la curva Dry Sac, pero este se cierra e impacta contra el Williams del canadiense en un intento deliberado de acabar con la carrera de ambos.

Pero esta vez no le salió bien. Michael se vió forzado a abandonar y Villeneuve acabo la carrera en tercera posición, proclamándose por primera y única vez en su trayectoria, campeón del mundo de fórmula uno 1997.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=o2MeWpZSeL8&feature=related[/youtube]

La maniobra no pasó desapercibida para los jueces que le retiraron todos los puntos obtenidos durante la temporada. Hasta ahora es el único piloto al que le han aplicado esa sanción.

La penúltima treta sucia del alemán nos lleva al año 2006 en la mítica curva del café La Rascasse del circuito monegasco. Cuando estaba luchando por la pole con el Renault de Fernando Alonso y sabedor de que el asturiano venía mejorando sus cronos, improvisó un “aparcamiento” en la famosa curva con el fin de estropear el tiempo del español. Pero esta tampoco le salió bien y fue sancionado a salir en último lugar. En comparación con lo anterior, este úlimo suceso acaecido en el gran premio de Mónaco de 2010 es pecata minuta.

Mucha tinta ha hecho y hará correr el bravo piloto alemán. Le deseamos que alcance el nivel para batallar con la legión de jóvenes talentos que tenemos en las parrilas.

Hasta pronto Amigos.

Sebas.

Fotos: Airton senna de. 20 minutos. D automotriz. Yo sou F1. Paso por curva.

Recommended articles